Loguearse | Registrarse
“Si podía, jugaba hasta los 45 años en Belgrano”

La Mañana de Córdoba | 13/03/2015


 

El 13 de marzo no es un día más en la vida de Luis Fabián Artime, un día como hoy pero de 2005 el máximo goleador de Belgrano en torneos de AFA, a los 41 años, disputaba su último encuentro oficial con la camiseta de sus amores. Seguramente no se dio de la manera en la que soñaba ya que ese día el “Pirata” perdió 4 a 1 frente a Racing de Nueva Italia por el torneo de la B Nacional y apenas jugó un puñado de minutos.

94
goles, cuenta la estadística periodística, de Artime en Belgrano con 343 partidos. En su carrera anotó 147 tras 486 juegos.

0
jugando para otros equipos, nunca le pudo hacer un gol a Belgrano.

1.000
tuvo el privilegio de anotar el gol mil de Belgrano en AFA: 16/5/99, 1-2 ante Colón.

1992
El 12 de mayo de ese año convirtió su primer tanto en Belgrano en un 3-0 a Estudiantes.

50
años de vida cumplirá el 15 de diciembre del corriente año.

Quizás por eso no estaba entre sus principales recuerdos: “No lo tenia en mente pero ahora que me lo decís recuerdo que estaba en el banco, fue un partido para el olvido. Entré unos minutos cuando ya estábamos perdiendo 3 a 1, esa fue la última vez que estuve en cancha, yo ya venía sin continuidad, no tengo el mejor recuerdo, je”, le dijo el “Luifa” a PODIO. 
Esa tarde en el Estadio Córdoba, el goleador fue suplente e ingresó a 17 minutos del final del juego en lugar de Fernando Gatti. El último grito de gol del “Luifa” fue en octubre de 2004 en cancha de El Porvenir, cuando marcó de penal en el segundo minuto de descuento; para el 1-2 final.
- ¿Cómo viviste esa última etapa?
- Yo vuelvo de Perú y juego todo el campeonato con “Chiche” (Luis) Sosa y (Cosme) Zaccanti de titular pero cuando llegó Omar Labruna no arranqué jugando. Yo nunca pedí explicaciones pero fui titular el campeonato anterior, era el goleador del equipo y por respeto creo que merecía arrancar, sin dudas que esos seis meses sin continuidad aceleraron el final de mi carrera, algo que jamás hubiese querido.
Artime tuvo una etapa con la camiseta celeste con muchas aristas, llegó, se calzó la camiseta que mejor le quedaba y se cansó de hacer goles. Pero como en cualquier trabajo aparecen las diferencias que muchas veces decantan en una salida, y de esto el “Luifa” sabe: “Hubo gente que a Belgrano le hizo mucho daño, no me arrepiento de haberla denunciado pero me costó un exilio”. Así de filoso, verborrágico y contundente el goleador recuerda una de sus salidas de la institución “(Gregorio) Ledesma después de lograr la permanecía con Quilmes envió un telegrama a Sosa y a mí, avisándonos de que no nos renovaba el contrato y eso fue un pase de factura”. 
- ¿Por qué pensás que fue un pase de factura? 
- Porque decía lo que sentía, no lo que ellos querían y había denunciado a los que me habían contratado, pero no me arrepiento, yo a Belgrano lo defendí adentro y fuera de la cancha. 
- Con Gimnasia lo enfrentaste a Belgrano. ¿Te acordás de ese día?
- Sí, ganó Gimnasia con gol de (Lucas) Licht, y yo estaba en el banco. Pero ese día lo recuerdo mucho porque hacía poco que había pasado lo del telegrama y cuando iba a salir a la cancha escuche el grito de la gente. Pensé ojalá “Timoteo” (Griguol) no me ponga... Y me quedó un contragolpe, no pude seguir... se la tiré al “Caio” Enría... ¿La verdad? Me la saqué de encima, hubiese sido traicionarme. También lo enfrenté con San Lorenzo en el Nuevo Gasómetro y ganamos 1 a 0 hizo con gol de (Carlos) Neto.
- Jugaste en muchos lados. ¿Pero porqué Belgrano te marcó tanto?
- El primer día que entrenamos fuimos a la Isla de los Patos. Nos sacamos las zapatillas, las medias y cruzamos el río descalzos y ahí seguro me habrá picado algo, algún bicho que me metió algo celeste porque lo mío fue enamoramiento. Yo siempre digo que el pantalón y la camiseta me estaban esperando, por mis características y las del club, eso mismo me dijo Carlos Biassuto cuando me trajo.
-  Sos el máximo goleador en AFA. ¿Eso te pone en el lugar de los indiscutibles?
- Tengo 96 goles en Belgrano, hay dos de la Copa Centenario que no los contaron ja... Pero indiscutible para nada.
- ¿Qué es lo que más guardás en tu corazón? 
- Hace 10 años que dejé el fútbol y es increíble el reconocimiento de la gente, no sólo los de mi época, los mas jóvenes también y hasta los primos se acuerdan. Estuve en las buenas y las malas contra Talleres y defendí a Belgrano dentro y fuera de la cancha, eso creo que el hincha lo sabe y lo valora. 
- ¿Qué significa el “olé, olé, ole... Luifa... Luifa?
- Es el mimo al alma, no tiene precio, una tarde, una noche en Alberdi no la cambio ni por todo el oro del mundo y lo que pagaría por volver a sentir lo que sentía cuando entraba o salía a la cancha. Si podía, jugaba hasta los 45 años en Belgrano.


“Se hizo carne en mi piel”

Después de Gimnasia, su carrera continuaría en el Melgar de Perú, donde sería goleador, ídolo y las ofertas para continuar en ese fútbol le llovían. Pero siempre esperó el llamado para volver a su casa, a su lugar en el mundo. 
Como no podía ser de otra manera su amigo y también ídolo “Pirata” Luis Ernesto Sosa en su primera etapa de DT le daría la chance. “Después de un año y medio siendo “Chiche” el técnico, junto a Zaccanti y Jorge Guyón me surge la posibilidad de volver”.  No lo pensó ni un segundo. 
“Tenía ofertas de equipos de Lima, era el año 2003 donde el país económicamente era un desastre  y allá ganaba 15 veces más de lo que me podían pagar acá. Y no dudé. Gracias a Dios, mi familia me acompañó siempre, ellos sabían que iba a terminar mi carrera acá porque Belgrano se hizo carne en mi piel”.
- ¿Por qué no estás hoy dentro de la estructura de Belgrano?
- Porque no es el momento. Hoy Belgrano está por una senda espectacular, navegamos en aguas tranquilas y si no me necesitan no me molesta.
- ¿Pensás en algún momento involucrarte en la política del club?
- Tuve un coqueteo con la política nada más, hubo empresarios que me llamaron porque necesitaban una imagen fuerte pero no pasó de eso, ahora lo único que hay que hacer es apoyar.
- ¿Imaginás que alguna vez, una calle de Alberdi tenga tu nombre?
- Unos vecinos pidieron poner mi nombre en una calle pero no se si llego a cristalizarse el pedido ante la municipalidad. Pero no la necesito, soy un agradecido de poder estar en la memoria de la gente lo demás es yapa.


1584 vistas

COMENTARIOS

Usuario: Anonimo
Comentario:
Anti-spam:
Para validar tu comentario completa el siguiente captcha:

 
MÁS NOTICIAS
Mensajero