Loguearse | Registrarse
Obolo, de esencia “Pirata”

La Mañana de Córdoba | 13/07/2012


En Belgrano continúan la búsqueda de un delantero de jerarquía para terminar de redondear el plantel y retirarse del mercado de pases. El apuntado es harto conocido: Mauro Obolo, de Vélez Sársfield, por quien se hizo todas las gestiones para incorporarlo, pero la diferencia entre las pretensiones de la entidad de Liniers y el ofrecimiento del “Pirata” es sideral. Además, el DT del “Fortinero”, Ricardo Gareca, manifestó que lo tendrá en cuenta. A pesar de que Belgrano hizo un intento para adquirir un porcentaje del pase, no hubo acuerdo, ya que Vélez pretende recuperar algo del millón y medio de dólares que invirtió por el futbolista de 30 años. PODIO logró contactarse con el jugador, quien vistió la camiseta de Belgrano en la campaña 2001-02 y destacó las distancias institucionales entre el proceso actual y el que él vivió por Alberdi, además de resaltar que nadie del “Pirata” se contacta por su situación desde hace una semana. “Tengo amigos en el plantel y me cuentan que las cosas son realmente distintas. En mi caso, yo sólo cobré dos meses y los otros 10 recién con la quiebra. Pero tengo el mejor recuerdo de los hinchas, porque junto a socios vendían rifas para pagarnos el alquiler del departamento, había colectas de todo tipo para darnos lo que juntaban. Esos gestos no me los olvido”, expresa Obolo, oriundo de Arroyito y confeso hincha del “Pirata”.
“Del plantel que yo formé parte, tengo de amigos a “Juanca” (Olave) y a Gastón Turús. Cuando hablé con ellos, me dicen que el club es otra cosa. Se destaca por la prolijidad y el cumplimiento. En mi época, pasaban cosas raras. El club quebró y nos terminamos yendo al descenso. Eso es algo que quisiera cambiar, porque uno siempre quiere devolver el cariño que recibió”, acotó el atacante.
Vuelta de nuevo. Obolo llegó a préstamo a Belgrano en la temporada 2001-02, a pedido del DT Carlos Ramacciotti. Gritó 8 goles. Incluso le anotó dos goles a “su” Vélez (1-0 y 2-1 en sendos triunfos). Años después, en 2006, recaló en Arsenal de Sarandí, y le marcó a Belgrano (1-0) en Córdoba. Ironía del destino: a principio de año, Vélez le compró el pase al jugador que lo había dejado libre. “Son cosas del fútbol, estoy muy cómodo en este equipo. Ahora estoy con la mente puesta en desafío”, se explayó. 
¿Y Belgrano? Lejos. “No me volvieron a llamar. No sé en donde están las conversaciones. Yo algún día quisiera volver a Belgrano. Soy hincha y me dolió mucho haberme ido al descenso. Fue atípico. Todo es charlable”, cerró diciendo. Pero todo indica que no va a poder ser.
8956 vistas

COMENTARIOS

Usuario: Anonimo
Comentario:
Anti-spam:
Para validar tu comentario completa el siguiente captcha:

 
MÁS NOTICIAS
Mensajero